miércoles, 17 de agosto de 2011

Coplillas...

Todo indica que había una gran afición a contar refranes, relatos, y también a cantar y contar coplillas y cánticos. A continuación quedan unos cuantos de ellos, parte de ese folklore popular, recogidos a lo largo del tiempo, y con tiempo. Espero que los errores no sean de mucho bulto.

Alguno era cantado al novio en la puerta de la iglesia:

"Ya te pusienon el xugo,

ya t`echonon la soga,

ya nun puedes escapar

onque te pique la mosca".

*****

Otros cantares pastoriles:

"Líbrenos Dios de rapaces

en caleyas apretadas,

onde un can las pasa estrechas

lladrando, rabo entre patas".

*****

Alguno hacía referencia al amor:

"Ende tienes el mi corazón,

si lo quieres matar, puedes;

pero como tú estás nèl,

si lo matas, tamién muerres".

*****

Otros podían hacer alusión a las relaciones familiares:

"Pa cuando me case

ya tengo dote,

diómela miu padre

conun garrote".

*****

Algún otro deja ver que la añoranza era grande y también doble:

"Buenos Aires, Buenos Aires,

buena tierra tien que ser;

marchan mozas de quince años

y nun se acuerdan de volver".

*****

Gracias MADRE, por darme tanto.

Abrazos para todos.

Emiliano