martes, 27 de octubre de 2009

Calangrión




El "Calangrión" es una zona del pueblo, hoy una verdadera maraña de broza y árboles caídos, desconocida para una buena parte de las personas que visitan el pueblo. No hace tanto que aquí tenían mis padres un huerto, hoy lleno de maleza, en el que plantaban las "coulinas", (berza de palo alto), tan apropiadas para el caldo. Y aquí había un "teixu" utilizado para los enramados del Domingo de Ramos.

La mayor parte de su extensión era propiedad de la familia de Amparo, con distintos huertos aterrazados y una hermosa casa con su forno adosado a la pared y una chimenea que, aún hoy, sueña con tiempos pasados mejores. Aquí, en esta casa, durante algunos años, se ubicó la escuela de Trabazos. Era el maestro Benigno Cañal, padre de Antonia también maestra y marido de Amparo; hermano de mi abuelo materno Ezequías Cañal.

Pasados los años, lo recuerdo muy bien, aquí amasaba y cocía el pan mi madre. Son recuerdos que se mezclan con la añoranza de un ayer, los olores del pan recién cocido, el misterio del lugar y un hoy lleno de abandono.

No es nada fácil conocer el significado de "calangrión". Me decía mi buen amigo Manolo, el cura, que "calangrión" viene a significar zona boscosa y que produce temor. Ciertamente fue y sigue siendo una zoma llena de arboleda, que mira hacia "Llamadeita", "Arbiyales", el "Cañal", el "Pedrazal", con la gran mole de la "Fraga" a la derecha y, al fondo, el vecino pueblo de Encinedo.

En una reciente visita, con un acceso dificultoso, pude sacar algunas fotografías. Cerrando los ojos y echando a volar la imaginación, bien podría escuchar los murmullos de las niñas y niños en su escuela, el ruido acompasado de las "piñeiras" en su vaivén, cerniendo la "fariña", el humo caracoleando en la chimenea y el olor de ese pan recien cocido.

Si puedes visitar el "Calangrión", házlo, y no te olvides que, en esta zona tan recóndita, hubo vida y sabiduría en años no tan lejanos.
Un cordial y melancólico saludo.
Jerónimo Carrera Cañal

lunes, 5 de octubre de 2009

Refranes, dichos...


Unos cuantos más de esos refranes y dichos, que forman parte de la cultura popular, herencia de un pasado que no está mal recordar en parte. Espero no cometer muchos errores:

-Ñeve menuda, yerba segura
-Dura más la ruin vecina, que la ñeve marcina
-Si la vriespa ves beber, pronto verás chover
-Por Santa Catalina (25 noviembre), la ñeve encima
-Cuando el grajo vuela bajo, fa un frío del carajo
-Cuando el cielo se viste de llana, si nun chueve güei, choverá mañana
-Mayo hortelano, mueita paya y pouco grano
-Si nun chueve en Nochebuena, nun hay sementeira buena
-Setiembre, ou chena los pozos ou seca las fuentes
-Si enero chorón, julio trunón
-Si el domingo chueve antes de misa, toda la semana de risa
-Rubianas p’al ñaciente, chuvia de repente
- Por Santa Lucía, mengua la noche y crez el día
-Nin creciu nin menguou hasta que el Ñiño ñaciu (como réplica al anterior)
-En enero, entra el sol en cualquier rigueiro, el último y no el primeiro
-Encarnao pa La Baña, señal de sol y no de agua
-Si tienes que buscar oubreiro, búscalo en febrero
-Por San José, dieces y merienda al pía
-Días de mayo, días del diablo; nun dan pa facer un pote de caldo
-San Juan acorta los días y el Ñiño los allarga
-Por San Gil (1 septiembre), prepara el candil
-Por Santa Catalina (25 noviembre), ten lleña y harina
-Con buen tiempo xunta la lleña, y con malo caliéntate con ella
-El mes de Pascua se vive xunto al ascua
-El peque va a xelar, está el cielo estrellao
-Cuando la perdiz canta y el arco bebe, señal de que chueve
-Amistades con los curas y allargar p’al río, todo perdío
-Pa cualquier dolencia, yía buena la pacencia
-Quien nun tien papo, nun yía guapo
-A más canas, más ganas
-El home y el sardón, nun pierden la sazón
-Abriga bien el pellejo, si quieres chegar a viejo

Saludos para todos

Emiliano